El Mercedes G vuelve a renovarse

Publicado por Gerardo Jiménez, 12 Abr 2012

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Mercedes G

Mercedes vuelve a renovar una vez más el todoterreno Mercedes G, que lleva en el mercado 33 años. El interior recibe las tecnologías actuales y aparecen nuevas versiones.

Veterano: El Mercedes G lleva 33 años en el mercado con la misma carrocería.
Eficaz pero caro: Es uno de los 4x4 más eficaces en campo, pero el precio es muy alto.
Nuevas versiones: Se lanzan las versiones G63 AMG y G65 AMG con 544 y 612 CV.
Indicado para: Ricos con necesidad de un auténtico 4x4.

 

El incombustible todoterreno Mercedes G vuelve a renovarse una vez más para mantenerse todo lo actual que es posible en un vehículo con más de treinta años de vida. Ha quedado como un vehículo de nicho, costoso de fabricar y muy caro de adquirir, pero ahora tiene éxito entre los adinerados de países asiáticos y en Rusia, además de su fiel clientela en Oriente Medio, zonas donde un todoterreno de los de antes es a veces mucho mejor que un coche de lujo.

 

Esta renovación del Mercedes G afecta sobre todo al interior y al equipamiento. Se ha rediseñado completamente la consola central. Cuenta ahora con la pantalla a color del sistema Command Online presentada en otros modelos, con acceso a Internet, navegador, conectividad con los “smartphone”, equipo de música y sistemas del vehículo. El cuadro de relojes se ha rediseñado también.

 

 

En el apartado de seguridad se ha introducido el control adaptativo de velocidad Distronic Plus, la alerta de ángulo muerto y la cámara de marcha atrás. En cuanto a las versiones, ya sólo se vende la carrocería larga de cinco puertas y la descapotable, desapareciendo la corta de tres puertas con techo duro. Los motores conocidos V6 3,0 turbodiesel de 211 CV y V8 de gasolina de 388 CV siguen en el catálogo del Mercedes G. Nuevas en la gama son las –un poco absurdas- versiones deportivas G63 AMG y G65 AMG, que reemplazan a la anterior G55 AMG. La primera cuenta con el motor V8 biturbo que despliega 544 CV. El G65 AMG va un poco más allá y monta el motor V12 Biturbo de nada menos que 612 CV.

 

En el exterior algunos detalles como las luces diurnas de LED diferencian a esta nueva actualización del vehículo. De todas formas, el Mercedes G es más valorado por lo que no ha cambiado desde el principio que por todo lo nuevo. Es decir, por su diseño de chasis separado con carrocería atornillada, con ejes rígidos en ambos trenes, tracción total permanente con reductora y tres diferenciales bloqueables mecánicamente. Para la conducción en asfalto cuenta con controles de tracción, estabilidad y lo último en ABS. Los precios (en Alemania) dejan claro que no es un 4x4 de gran producción. El diesel de 211 CV, el más barato, comienza en 85.311 € antes de las opciones. El G65 AMG cuesta la friolera de 264.180 €.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada en su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos