Audi inaugura una planta de producción de gas sostenible

Publicado por Gerardo Jiménez, 09 Jul 2013

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Audi e-gas produce gas sintético para usarse en vehículos

Audi ha creado una planta de producción de gas sintético a través de energías renovables y que no produce emisiones contaminantes. Utiliza agua y dióxido de carbono para obtener hidrógeno y el metano sintético, el denominado Audi e-gas.

LO QUE DEBES SABER...
  • Audi e-gas: Audi ha creado una planta de producción de gas sintético de forma ecológica.
  • Hidrógeno: Mediante electrolisis descompone el agua en oxigeno e hidrógeno, este último útil como energía para vehículos de pila de combustible.
  • Metano sintético: El hidrógeno producido se hace reaccionar con CO2 para conseguir un gas sintético sustituto del gas natural.
  • Producción: Producirá suficiente gas para mover 1.500 vehículos durante 15.000 km al año libres de emisiones.

 

Audi ha creado Audi e-gas, una planta de producción de hidrógeno y gas sintético usando energías renovables. Se trata de un proyecto tecnológico paralelo a la fabricación de vehículos movidos por combustibles alternativos como el Audi A3 Sportback g-tron, capaz de moverse por gas natural o metano. La planta de Audi e-gas, situada en Werlte, Alemania, funciona en un proceso de dos etapas: electrolisis y metanización.

 

En la primera etapa, la planta utiliza el excedente de electricidad obtenida de forma ecológica, como los aerogeneradores. Este excedente de energía se usa para descomponer el agua en oxígeno e hidrógeno con tres electrolizadores. El hidrógeno conseguido podría usarse en los vehículos con pila de combustible, que no emiten gases contaminantes en su funcionamiento. Por ahora, estos coches son sólo prototipos por lo que la planta servirá como infraestructura para el futuro.

 

 

En la segunda etapa del proceso, la metanización, se utiliza el hidrógeno para hacerlo reaccionar con CO2 y producir metano sintético, como sustituto del gas natural. Audi lo llama Audi e-gas. Éste es prácticamente idéntico al gas natural fósil y se distribuirá a través de la infraestructura existente, la red alemana de gas natural, a las estaciones de repostaje donde podrá ser utilizado en los coches que funcionen con gas natural como el inminente Audi A3 Sportback g-tron. La planta tiene previsto empezar a suministrar el Audi e-gas a la red a finales de 2013.

 

Audi e-gas

 

Audi e-gas producirá gas sintético para mover 1.500 coches durante 15.000 km al año sin emisiones.

 

La planta de Audi producirá alrededor de 1.000 toneladas de Audi e-gas al año, que atraparán químicamente unas 2.800 toneladas métricas de CO2. Esto corresponde, aproximadamente, a la cantidad que absorbe en un año un hayedo de más de 220.000 árboles. Las únicas emisiones de la planta serán agua y oxígeno. Está previsto que la planta Audi e-gas de Werlte sirva para propulsar a 1.500 nuevos Audi A3 Sportback g-tron durante 15.000 kilómetros al año, en una conducción libre de CO2. Este modelo con motor 1.4 TFSI puede funcionar –además de con gasolina- con gas natural, biometano y Audi e-gas. Esto le proporciona una autonomía total de 1.300 kilómetros, aproximadamente.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada en su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos