Beneficios de conducir un coche eléctrico

Publicado por Gerardo Jiménez, 22 Ene 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

coches eléctricos

Para impulsar las ventas de los coches eléctricos, administraciones y ayuntamientos ofrecen ventajas como aparcar de forma gratuita o impuestos menores. Además, el coche eléctrico, por sus características, ofrece otras ventajas en su uso.

LO QUE DEBES SABER...
  • Coches eléctricos: Está costando despegar al mercado de coches eléctricos.
  • Inconvenientes: Precio, autonomía, puntos de recarga...
  • Ventajas: Aparcamiento gratis, menos impuestos, menos coste por kilómetro...
  • Mantenimiento: El coste del mantenimiento se reduce entre un 20 y 25 %.

Conducir un coche eléctrico tiene sus inconvenientes en cuanto a autonomía, velocidad y, en algunos casos, habitabilidad. Entre los beneficios, los más evidentes son la conducción sin ruido y sin emisiones, así como la suavidad de marcha y la capacidad de aceleración desde parado. Pero hay más ventajas que disfrutar comparado a conducir un coche de motor térmico.

 

Recarga gratis

Algunas ciudades, como Barcelona o Valencia, para impulsar el uso de los coches eléctricos, han creado puntos de recarga gratuitos. Esto permite no sólo recargar las baterías del coche eléctrico para aumentar la autonomía, sino que además el usuario se beneficia de aparcar de forma gratuita.

 

 

Aparcar gratuitamente

El centro de las principales ciudades está implantado el servicio de estacionamiento regulado, que obliga a pagar por tener el coche aparcado y con un tiempo limitado. Sin embargo, muchos ayuntamientos como los de Madrid, Barcelona, Sevilla, Valladolid, Mallorca y otras ciudades han creado iniciativas para que los coches eléctricos no tengan que pagar el estacionamiento regulado. Para ello, lo normal es que haya que dar de alta el vehículo en el ayuntamiento primero, para conseguir beneficiarse del servicio de estacionamiento gratuito que tenga dicho ayuntamiento.

 

Impuesto de matriculación gratuito

El impuesto de matriculación en España se calcula según las emisiones de CO2 que expulsa el vehículo en su funcionamiento. Dado que los coches eléctricos no contaminan en su funcionamiento, evitan el impuesto lo que repercute favorablemente en el momento de la adquisición.

 

Coste por kilómetro inferior

Si dejamos a un lado el precio de adquisición de los coches eléctricos, de momento superior a un coche de motor térmico de tamaño y potencia equivalente, el coste de utilización es en realidad menor. El gasto de combustible por cada 100 km de un coche de gasolina que consuma unos 7 litros/100 km es de unos 12,80 euros; de un coche diésel moderno que consuma 4,5 l/100 km es de unos 7,2 euros. Sin embargo un en coche eléctrico se estima que cargar las baterías de 0 a 100% cuesta de media entre 3 y 3,50 euros en energía eléctrica, con lo que tendrás para una media de 130 km de autonomía.

 

Mantenimiento más sencillo

Una de los beneficios que anuncian los fabricantes de coches eléctricos son los mantenimientos más sencillos y en teoría más baratos. La razón es que los motores eléctricos apenas tienen mantenimiento comparados con los motores térmicos, los cuales necesitan cambios de aceite y de filtros periódicos, así como el mantenimieno de correas, baterías, manguitos, bujías, etc. No obstante las marcas obligan hacer mantenimiento a los coches eléctricos para mantener las garantías y así poder revisar, frenos, dirección, filtros antipolen y otros elementos. Las marcas de coches eléctricos anuncian que los mantenimientos son entre un 20 y 25 % más baratos.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada en su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos