Pros y contras de los neumáticos equivalentes

Publicado por canalMOTOR, 13 May 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Pros y contras de los neumáticos equivalentes

Hay diferentes causas por las que puede ser interesante utilizar otros neumáticos, dentro de los que puede montar tu coche, pero es necesario conocer y valorar los pros y contras de los neumáticos equivalentes para asegurarte que es la elección correcta.

Los neumáticos equivalentes son aquellos que, aunque presentan dimensiones diferentes a los originales del coche, pueden utilizarse con seguridad en el mismo vehículo; pero como es natural, el cambio supone asumir consecuencias, por lo que es necesario conocer y valorar en cada caso, los pros y contras de los neumáticos equivalentes.

Los neumáticos de dimensiones alternativas suelen usarse por diferentes motivos, aunque casi todos los conductores los prefieren por causas concretas.

Cambiar parámetros de la conducción

Elegir unas ruedas alternativas y de dimensiones diferentes, puede influir directamente en la conducción. Por ejemplo, en la distancia de frenada, en la tracción o en el agarre. Los diferentes diámetros dentro de los válidos van a ofrecer diferentes variantes según el caso.

Estética del vehículo

De acuerdo con el gusto de cada conductor, el cambio de ruedas para montar neumáticos equivalentes, puede tener como objetivo darle otra apariencia al vehículo, más deportivo, más ligero o más robusto, por ejemplo. Es el caso de elegir ruedas más anchas -dentro de las alternativas equivalentes- , el coche en apariencia gana en fuerza y estabilidad, da una sensación distinta a la vista.

Ahorro

El consumo de carburante también está relacionado con el tipo de ruedas que monte tu vehículo. En algunos casos, lo que se busca al colocar ruedas equivalentes es disminuir el consumo del coche en busca de un ahorro. Además, los neumáticos de menor diámetro, por ejemplo, suelen resultar más baratos que los que son más grandes.

Muchas veces es una combinación de estos factores lo que lleva a los conductores a apostar o, al menos valorar, el cambio de los neumáticos oficiales por unos alternativos y equivalentes. Es importante, en todo caso, afrontar el cambio de acuerdo con las recomendaciones oficiales del fabricante del vehículo, para mantener las condiciones de seguridad máximas. Por otra parte, en caso de que el vehículo utilice llantas, hay que estudiar las posibilidades de cambio, incluyendo o no, cambio de llanta.

 

 

Si te estás planteando un cambio de ruedas para montar en tu vehículo neumáticos equivalentes, lo más adecuado es que consultes con un mecánico o profesional experto en esta materia. Como norma general, consulta sobre pros y contras concretos, que son diferentes según el caso. Ten en cuenta esta guía general de las alternativas más frecuentes.

Pros de montar neumáticos equivalentes de mayor diámetro

1. Mejora el agarre. Aunque siempre en relación con el cambio que se afronte, pero en general un neumático de mayor diámetro te ofrece una mejora en el agarre del coche al asfalto y acorta la distancia de frenado en carreteras secas.

2. Curvas. La respuesta del coche en las curvas puede mejorar como consecuencia de montar una rueda de mayor diámetro, ya que la estabilidad mejora y permite tomar las curvas con mucha más seguridad.

3. Estética. Aunque todo depende de los gustos personales, como norma general los coches con ruedas de mayor diámetro resultan más atractivos y llamativos, aunque todo depende del tipo de coche.

4. Frenada. Con más espacio en la rueda, tienes la posibilidad de cambiar los discos de frenos por otros mayores y con más pistones, mejorando notablemente el sistema de frenado del vehículo y su eficacia.

Contras de montar ruedas equivalentes de mayor diámetro

1. Precio. Poner en tu coche ruedas de mayor diámetro no es la opción indicada si lo que buscas es ahorrar. Además de tener que pagar los nuevos neumáticos, que van a ser más caros que los de menor diámetro, debes incluir en tu presupuesto el cambio de llantas, que tampoco son precisamente baratas.

2. Consumo. Si estás dispuesto a lucir tu coche con ruedas más grandes, prepárate a sufrir un aumento del gasto de combustible. Las ruedas de mayor diámetro tienen mayor resistencia a la rodadura, lo que aumenta el consumo de combustible.

3. Mantenimiento y durabilidad. Los neumáticos de perfil bajo son más susceptibles a dañarse y también la llanta, al estar mucho más en contacto con la carretera, y sus posibles desperfectos como baches u agujeros.

4. Menor confort. Por lo general, la comodidad de conducción se ve disminuida con el uso de ruedas equivalentes de mayor diámetro, sobre todo en viajes largos. Entre otras cosas, el ruido dentro del habitáculo suele crecer.

5. Seguridad. Aunque no es una norma que siempre se cumpla, por lo general, un coche con ruedas equivalentes de mayor diámetro es menos seguro ante casos como el efecto aquaplaning o carretas en mal estado o sucias, ya que el agarre se ve afectado.

Montar neumáticos alternativos es posible, pero también queda claro que es necesario valorar los pros y contras de los neumáticos equivalentes en cada caso y para cada situación, tipo de vehículo y conducción, ya que puede ser más o menos recomendable. Elegir el Seguro de Coche MAPFRE adecuado, también debe hacerse valorando tus prioridades y necesidades; por ello, la oferta de pólizas es amplia y variada, para dar respuesta a todos los casos.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada en su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos