Consejos para conducir al amanecer y atardecer

Publicado por Gerardo Jiménez, 15 Ene 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Atarceder coche

La conducción al amanecer y al atardecer tiene que adaptarse a la baja luminosidad y a la posición del sol, que puede producir deslumbramientos.

LO QUE DEBES SABER...
  • Visión: Es el sentido que más usamos al conducir.
  • Amanecer y atardecer: Poca luminosidad y reflejos del sol.
  • Luces: Es obligatorio usar las luces de cruce y son necesarias para hacerse ver.
  • Viajes: Si vas al Este o al Oeste, piensa a qué hora es mejor partir.

La vista es el principal sentido que nos permite conducir. Tener una buena visibilidad es vital y cosas como la postura al volante, la limpieza de las lunas o el funcionamiento del alumbrado afectan directamente a nuestra capacidad para conducir con seguridad. Pero hay dos momentos del día, al amanecer y al atardecer en los que la visibilidad puede verse comprometida si no tenemos alguna precauciones más.

 

A primera hora de la mañana y a última hora del día se producen algunas dificultades de visión por la escasez de luz y la posición del sol. Por la noche hay menos luz aún, pero el contraste de la oscuridad de la noche con las luces de los coches y la luminosidad de las señales de tráfico y marcas viales, permite diferenciar la carretera, los vehículos y otros obstáculos con cierta eficacia. Además al conducir de noche, adaptamos nuestros sentidos y conducción. Al atardecer y al amanecer puede parecer de día, pero la luz natural es muy baja y a veces es insuficiente como para no distinguir con rapidez y facilidad lo que está lejos de nuestro punto de visión. Al conducir con estas condiciones por una carretera tardamos más en ver ciclistas, peatones o coches estacionados, por ejemplo.

 

 

Otros factores que influyen en la visibilidad al amanecer y el crepúsculo, son los deslumbramientos del sol por su posición más baja, sobre todo cuando conducimos al este al amanecer o al oeste al atardecer. Ver otros vehículos que circulan por delante o que vienen en dirección contraria es más difícil, porque sólo vemos su silueta y puede confundirse con el fondo. Por ello es tan importante encender las luces de cruce en estas conducciones. También son peligrosos los cruces, incluso en ciudad. El sol puede deslumbrarnos y no ver un peatón que cruza en un paso de cebra, un ciclista o incluso no diferenciar bien la luz del semáforo.

 

Las luces ayudan a distinguir rápidamente cuantos coches hay y a qué distancia. Usa siempre las luces de cruce si baja la luminosidad.

 

Consejos de conducción con el sol

- Luces encendidas. Es obligatorio, si no enciendes las luces cuando baja la luminosidad pueden multarte con 200 € y 2 puntos del carnet. Al amanecer o atardecer no son suficientes las luces diurnas. Lleva encendidas también las luces de cruce porque en condiciones de baja luminosidad deslumbran menos al tráfico que circula en dirección contraria y además encienden las luces traseras.

- Moderar la velocidad. Cuando las condiciones de luminosidad descienden es lógico moderar la velocidad. Esto es muy importante cuando el sol nos da en la cara y nos deslumbra, aunque sea en una carretera o calle que conocemos bien. Los accidentes ocurren por acumulación de factores y juntar la baja visibilidad con una falta de precaución con la velocidad es reunir muchas papeletas para tener un imprevisto.

- Parabrisas limpio: Mantén limpias las lunas, sobre todo el parabrisas, para que al circular contra el sol no se produzcan molestos reflejos.

- Parasoles: Usa el parasol superior para que no te de la luz del sol directamente en los ojos. Si el parasol queda muy alto y no consigue proteger los ojos, sube un poco el asiento.

- Programa los viajes. Si tienes que viajar y no hay nubosidad, piensa que si madrugas mucho tendrás el sol deslumbrando cuando circules hacia al este y si conduces hacia el oeste lo tendrás al atardecer.

- Gafas de sol. En general, cuando la luminosidad no es alta, no es recomendable usar gafas de sol, a no ser que se conduzca con el sol muy de frente, y éste provoque deslumbramiento. En este caso, unas gafas de sol de filtro 3 con cristales polarizados ayudan a reducir los destellos y reflejos del sol en la carretera, en los cristales de otros coches u otros elementos.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada en su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos