Mejorar la seguridad vial en incorporaciones a autopista y autovía

Publicado por canalMOTOR, 01 Ago 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Autopista o Autovía

Incorporarte a una autovía o salir de ella es una maniobra aparentemente sencilla, pero que implica el cambio del vehículo en la vía, pudiendo llegar a acarrear ciertos peligros, sobre todo en dos casos: la falta de experiencia del conductor o por el contrario, su exceso de confianza. Te damos unos consejos para hacer estas maniobras con seguridad.

Una de las maniobras más importantes a la hora de conducir es incorporarse correctamente a una autovía sin poner en peligro ni tu seguridad, ni la de los demás conductores de la vía.

La incorporación correcta

Y es que, como dicen en la DGT, las incorporaciones en autopistas y autovías es cosas de dos: se debe observar por los retrovisores la posición y la velocidad de los vehículos que circulan por la autovía, que tienen prioridad y, si la incorporación es posible, señalizar la maniobra y acelerar con marchas cortas para ganar velocidad, desplazándose  progresivamente a la izquierda sin molestar a nadie.

En cambio, si no es posible, habrá que ceder el paso e incluso detenerse, si es necesario, al principio del carril, con metros por delante para adquirir una velocidad adecuada y no ser un obstáculo. Y si no ves el ‘hueco’, mejor espera: lanzarse ‘a ciegas’ sería meterse en un verdadero 'callejón sin salida'. 

Recuerda que las autopistas, autovías o vías rápidas están diseñadas especialmente para una densidad de tráfico determinada, y para que, mediante los carriles de aceleración de acceso a las mismas, proporcionar tiempo y espacio suficiente para que un conductor llegue a una velocidad de incorporación apropiada y pueda incorporarse a la corriente del tráfico sin obstaculizar a los demás conductores.

Por norma general, una incorporación correcta se hace tras usar toda la longitud de la vía de acceso y del carril de aceleración hasta casi el final del mismo, para alcanzar la velocidad predominante en la carretera y no entorpecer el tráfico.

 

 

Algunas advertencias

Aunque los demás conductores tienen la obligación de facilitarte la incorporación en la medida de lo posible, ten en cuenta que debes ser tú quien se adapte al hueco existente, evitando que el resto de conductores tengan que frenar o esquivarte.

Nunca olvides poner el intermitente, y mejor si llevas las luces de cruce encendidas tanto de día como de noche: la correcta visibilidad es fundamental, tanto para ver tú, como para que te vean a ti.  

En caso de atasco es importante que extremes las precauciones, ya que con tráfico lento, tendrás que adecuarte a la velocidad: llegar a detenerte del todo al final del carril por imposibilidad de acceder a la vía, esperar a que haya hueco suficiente para introducirte en la carretera, e incluso a que te dejen pasar es lo más correcto, y lo más seguro. Bajo ningún concepto atravieses líneas continuas. 

 

Atasco

Pon especial atención en caso de atasco

 

Además, siempre que un conductor salga a una vía de uso público por un camino exclusivamente privado, debe asegurarse previamente de que puede hacerlo sin peligro para nadie y efectuarlo a una velocidad que le permita detenerse en el acto, cediendo el paso a los vehículos que circulen por aquella, cualquiera que sea el sentido en que lo hagan.

Y es que mejorar la seguridad vial en incorporaciones a autopistas y carreteras es posible si somos prudentes y respetamos las normas de circulación. Además, la prevención al volante siempre es un plus a la hora de circular por cualquier tipo de vía. Por eso, lo más recomendable es contar con un Seguro de Coche MAPFRE que te proteja desde el kilómetro cero de tu recorrido. 

 

LO QUE DEBES SABER...
  • Fundamental: adecuar la velocidad a la de la vía y aprovechar correctamente el carril de aceleración. 
  • Incorporación: los conductores que van por las vías rápidas deben facilitar en la medida de lo posible la maniobra.


Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada en su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios