¿Tengo derecho a un coche de sustitución?

Inicio/Consejos Practicos/Consejos de mantenimiento/¿Tengo derecho a un coche de sustitución?

¿Tengo derecho a un coche de sustitución?

Si tu coche es tu herramienta de trabajo o dependes de él en tu día a día, es crucial que en caso de siniestro, robo o avería puedas recurrir a un coche de sustitución. Te contamos qué derechos y obligaciones conlleva este servicio.

Un accidente, una avería, e incluso una revisión rutinaria de mantenimiento pueden hacer que tu coche quede inmovilizado durante varios días en el taller. Un auténtico problema si tu vehículo es tu herramienta de trabajo o si lo necesitas para tus desplazamientos diarios. Para estos casos, las compañías de seguros ponen a disposición de sus clientes los denominados coches de sustitución, que son la alternativa al vehículo asegurado cuando éste se encuentra en el taller y cuyo uso y disfrute cuenta con algunas particularidades.

Para empezar, no todas las compañías lo ofrecen, y las que sí lo hacen establecen sus propios requisitos. Por eso es importante que te asegures de que tu póliza incluye este servicio y que te informes de los derechos y obligaciones que tienes sobre el mismo.

¿Qué es un coche de sustitución?

Los coches de sustitución (también denominados coches de cortesía) son un servicio adicional que prestan algunas aseguradoras y fabricantes para que sus clientes utilicen otro vehículo mientras el suyo está en el taller.

¿Hay alguna ley que regule este servicio?

Muchas compañías ofrecen a sus clientes coches de sustitución, sin embargo, no todas cuentan con las mismas coberturas. La disparidad de ofertas radica en que en España no existe una legislación al respecto, por lo que son las propias compañías y los fabricantes quienes imponen sus reglas. Algunos de los criterios que se toman en cuenta para ser merecedor de dicho vehículo son la categoría del vehículo, los kilómetros, el tipo de reparación, el precio, la edad mínima, la experiencia al volante, etc.

Sin embargo, cuando un vehículo (ya sea nuevo o usado) se encuentra en garantía y tiene que someterse a una reparación durante ese periodo, si los trabajos en el taller exceden del tiempo considerado como normal o razonable (unos veinte días hábiles, según GANVAM), en ese caso entraría a colación la normativa sobre protección del consumidor (Real Decreto Legislativo 1/2007 ), que en el artículo 120 sobre reparación o sustitución de producto señala que:

«Las reparaciones deberán llevarse a cabo en un plazo razonable y sin mayores inconvenientes para el consumidor y usuario, habida cuenta de la naturaleza de los productos y de la finalidad que tuvieran para el consumidor y usuario«.

Por este motivo, fabricantes y talleres suelen ofrecer de forma voluntaria un coche de sustitución a sus clientes.

¿Cuándo se puede usar un coche de sustitución?

Mano sujetando las llaves de un coche

https://bit.ly/2WqY0Ss

Para disfrutar de un coche de sustitución es preciso tener dicha cobertura incluida en la póliza (normalmente suele estar en las pólizas a terceros completo y a todo riesgo, ya sea con franquicia o sin franquicia). En algunos casos se puede contratar también de forma opcional.

En líneas generales, este servicio se ofrece en caso de robo o siniestro del vehículo asegurado, aunque en la mayoría de los casos solo se contempla en casos de siniestro, pero con matices. Uno de ellos es la responsabilidad que haya tenido el asegurado en dicho siniestro: si ha sido el culpable del choque, lo más normal es que se le deniegue el coche alternativo.

En determinados casos, el cliente puede recibir como alternativa una indemnización que compense los días que está sin coche, incluso ciertas compañías ofrecen alternativas ecológicas y prácticas para sus usuarios. Es el caso de MAPFRE, que, además de los coches de sustitución, pone a disposición de sus clientes de Madrid unos bonos con los que pueden conducir uno de los vehículos cien por cien eléctricos de la compañía de casharing Zity hasta que sus coches estén operativos de nuevo.

¿Cuánto tiempo se puede disponer de él?

Una vez recibido el coche de sustitución, el tiempo que se puede disponer de él varía de una compañía a otra y en función del motivo que lo haya propiciado o del tiempo de reparación que necesite el coche.

Además del tiempo, existen otras limitaciones que imponen las propias aseguradoras, tales como el máximo de kilómetros al día que se pueden recorrer con el coche de sustitución, o restricciones de circulación por determinadas zonas, por ejemplo, la prohibición de trasladarse con el vehículo alternativo a una isla.

¿Alquiler de coche sin conductor?

Dado que los coches de sustitución no son una obligación legal (salvo garantía que lo incluya), las compañías y fabricantes pueden cobrar por este servicio, en cuyo caso estaríamos hablando de un sistema muy parecido a lo que sería un alquiler de coche sin conductor, una actividad que está sujeta a la Ley de Ordenación de los Transportes Terrestres.

En este caso, la empresa debería incluir la actividad de arrendamiento de coches en su objetivo social, y tendría que entregar al conductor un contrato que cumpla con la norma citada anteriormente. Además, el coche debería contar con un permiso de circulación en el que conste que es para servicio público-alquiler sin conductor.

Los precios por alquilar estos coches no están sujetos a una tarifa administrativa, pero sí existe la obligación de tenerlos en un lugar visible para que el cliente sepa en todo momento cuánto le va a suponer el disfrute de dicho servicio, y siempre con el IVA incluido.

¿Tengo derecho a un coche de sustitución?
Valora este artículo
12 julio, 2019|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.

¿Tengo derecho a un coche de sustitución?
Valora este artículo
Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar su navegación. Vd. puede configurar su navegador para rechazar estas cookies, pudiendo en tal caso limitarse la navegación y servicios del sitio web. Si no modifica esta opción y continua navegando, Vd. está consintiendo en la utilización de las cookies de este sitio web. Si desea más información sobre las cookies que utilizamos en nuestro sitio web, puede consultar nuestra Política de Privacidad y Cookies. Cerrar