5 Min de lectura | Dentro de Europa, la ruta en moto por los fiordos noruegos es una de las favoritas y de las más deseadas entre los motoristas de todo el mundo. Un viaje entre glaciares y sobre puentes imposibles.

La ruta en moto hasta Nordkapp (cabo Norte) se ha convertido en uno de esos míticos viajes que todo motero piensa realizar alguna vez en su vida. Un recorrido que pasa por los Fiordos Noruegos, las Islas Lofoten, la carretera Atlántica o la Escalera de los Troll hasta llegar al Cabo Norte, el punto accesible en moto más septentrional de Europa, a tan solo 2.000 km del polo norte. Desde su famoso acantilado de 307 metros de altura se puede admirar el sol de medianoche, unas bellas puestas de sol sobre el mar o las sorprendentes auroras boreales.

Alcanzar este punto desde España supone realizar una auténtica peregrinación motera por varios países europeos hasta llegar a los países escandinavos. Lo más habitual es atravesar Francia, Alemania y Suecia, hasta Dinamarca, concretamente Hirtshals, donde cogeremos un ferry que nos llevará a Noruega para empezar la ruta. Si no se dispone de muchos días, se puede optar por hacer este largo camino en tren, o al menos algunos tramos.

Diario de ruta en moto por los fiordos

Este diario puede servirte de orientación para planificar tu ruta en moto por los fiordos:

Día 1: Hirtshals – Egersund

Desde Hirtshals, en el norte de Dinamarca, cogemos un ferry a Kristiandsand. Atravesamos en moto carreteras estrechas y sinuosas plagadas de túneles y llegamos a Egersund, un pueblo situado en la costa, en el sur de Noruega.

Calle peatonal de Egersund

Fuente: https://bit.ly/3r4c4Em

Día 2: Egersund – Odda

Salimos de Ergesund por las curvas de Lysebotn y cogemos el ferry a Forsand mientras admiramos el fiordo Boknafjorden. Tomamos la carretera a Hjelmeland para llegar a otro ferry hasta Nesvik. De allí, partimos por una angosta carretera, atravesamos varios túneles y llegamos a Odda, un pequeño pueblo pesquero con mucho encanto.

Tramo de carretera hacia Lysebotn

Fuente: https://bit.ly/3tXrD2t

Día 3: Odda – Lom

Vamos Aurland atravesando Eidfjord, Ustaosed, Geilo y Hol, y tomamos el túnel de Laerdal, considerado el más largo del mundo (24,5 km). Nos subimos al ferry que nos lleva a Songdal, cruzamos el Parque Nacional de Jotunheimen y llegamos a Lom.

Parque Nacional de Jotunheimen

Fuente: https://bit.ly/3rKGTwQ

Día 4: Lom – Kristiandsund

Nos dirigimos a Eisfjord para coger el ferry hasta Valldal e iniciar uno de los caminos más espectaculares, la Trollstigen (Escalera del Troll) hasta llegar a Andalsnes. De ahí vamos a Molde desde donde parte la Carretera del Atlántico, otro de los puntos más interesantes de toda la ruta, que nos llevará a Kristiandsund.

La sinuosa Trollstigen

Fuente: https://bit.ly/32xvSX2

Día 5: Kristiandsund – Bodo

Salimos de Kristiandsund en ferry y llegamos a Trondheim tras pasar por carreteras realmente angostas. Después de atravesar paisajes espectaculares y diferentes, llegamos al Círculo Polar Ártico. Merece la pena hacer una parada por este lugar emblemático y después seguir por la Carretera del Ártico hasta llegar a Bodo.

Casas noruegas en Trondheim

Fuente: https://bit.ly/3nZs74n

Día 6: Bodo – Svolbaer

Nos vamos de Bodo en ferry hasta Lofoten, recorremos las carreteras de las islas atravesando túneles y puentes hasta llegar a Svolbaer.

Aurora boreal en las islas Lofoten

Fuente: https://bit.ly/3u1EGQv

Día 7: Svolbaer – Nordkapp

Vamos hasta la Carretera del Ártico (durante el camino habrá que coger dos ferris). Llegamos a Alta y de allí partimos a Nordkapp atravesando carreteras con muchos baches y túneles. Hemos llegado a nuestra meta. Solo queda disfrutar y regresar de nuevo.

Ruta en moto por los fiordos

Fuente: https://bit.ly/33Q8Hb2

¿Qué hay que tener en cuenta para hacer este viaje en moto?

Hacer este viaje supone recorrer en moto más de 5.000 kilómetros y otros tantos para volver. Para un viaje de este calibre, necesitas estar muy bien físicamente y gozar de excelente salud, tener tiempo, una moto en perfecto estado, el equipo adecuado, algunos ahorros, un buen seguro de viajes y, por supuesto, ganas e ilusión.

¿Cuándo ir?

La mejor época para hacer una ruta en moto por los fiordos es durante el verano o como mucho, la primavera. De todas maneras, hay que contar con que en aquellas latitudes es bastante habitual que el clima resulte impredecible y muy cambiante, incluso en verano.

¿Cómo preparar el viaje?

Lo primero es planificar la ruta sabiendo que se puede ir por diversos caminos. O bien disfrutando de bellos espacios naturales o visitando cantidad de monumentos y museos. Otra opción es elegir según el tipo de ruta: más corta, más rápida, con mayor dificultad etc. Haz un esquema en el que figure día a día la distancia a recorrer, puntos de interés, alojamientos… Pero deja un pequeño espacio para la improvisación.

¿Qué documentación necesito?

Debes llevar el DNI y el pasaporte por si sales del espacio Schengen, así como la tarjeta sanitaria. No olvides llevar las tarjetas bancarias y una pequeña cantidad en efectivo.

¿Qué vestuario llevar?

Ha de ser cómodo y eficaz frente a las bajas temperaturas que vas a sufrir a lo largo del camino. Lleva lo imprescindible. Cuenta con que, en algún momento, también podrás lavarla.

Puesta a punto de la moto

El estado de la moto es fundamental, hay que revisar el estado del aceite, los neumáticos… Debe estar al día de las revisiones. Calcula los kilómetros que vas a hacer para asegurarte de que no vas a necesitar hacer ninguna revisión durante el viaje.

Es aconsejable llevar un pequeño stock de reserva de gasolina porque en zonas del norte de Noruega puede resultar difícil encontrar abastecimiento, así como un kit de herramientas para mecánica básica de moto.

canalMOTOR

El equipo de redacción de canalMOTOR lleva más de 10 años proporcionándote contenidos relacionados con el mundo de la automoción. No solo los mejores modelos de coche y moto, sino compartiendo información práctica sobre tu vehículo: consejos de mantenimiento, de conducción, formas de ahorro y seguridad vial, entre otros. Los años de experiencia de MAPFRE en el sector nos avalan como fuente de información veraz y práctica que te ayuda en el día a día de tu vehículo.