3 Min de lectura | Llega el fin de semana y te dispones a emprender marcha a bordo de tu motocicleta, pero algo falla… no puedes despegar. Te explicamos cuáles son las posibles causas de que una moto no arranque.

Si te estás preguntando por qué tu moto no arranca, la respuesta la puedes encontrar en diferentes motivos. Lo primero que debes hacer es mantener la calma y no insistir demasiado para no agotar toda la batería de la motocicleta. Te mostramos cuáles pueden ser las causas principales para este fallo y cómo puedes solventarlas.

Pie sobre el pedal de una moto

Existen una serie de causas muy frecuentes que pueden hacer que una moto no arranque. A continuación encontrarás aquellas que son más comunes y recurrentes. Es posible que lo que le pase a la tuya no se encuentre dentro de este listado, por lo que la mejor opción será llevarla a un taller para que la revisen a fondo y puedan indicarte de dónde procede el problema.

Problemas en las bujías

El sistema de bujías puede hacer que el motor no arranque. Si alguna de ellas se encuentra en mal estado hará que la moto no se encienda. Para solventar el problema la única solución es localizar la que está fallando y sustituirla por una nueva. Si sabes cómo puedes hacerlo en casa, pero siempre es mejor contar con la ayuda de profesionales.

La moto se encuentra sin batería

Es una de las causas más frecuente para que una moto no arranque. Es posible, si llevas algún tiempo sin utilizarla o ya tiene bastantes años, que esta se haya agotado o que sus niveles de carga sean tan bajos que impidan a la moto arrancar.

Para comprobar si el fallo procede de ella comprueba el claxon y las luces, si estos no funcionan como deberían seguramente la causa sea la batería. La solución a este problema es sencilla, deberás recargarla para que arranque y llevarla al taller para que la revisen y cambien por una nueva si fuese necesario.

Filtro del aire sucio

El filtro del aire hace que el que entre dentro del motor se encuentre limpio y sin impurezas. Si este tiene polvo o no lo has limpiado puede provocar que el polvo, la arena u otros elementos se acumulen en él e impidan que el aire pueda entrar correctamente. Esto provocará que la moto no arranque. La solución para este problema es sencilla, bastará con retirar el filtro y limpiarlo. Si este está dañado, lo mejor es que lo sustituyas por uno nuevo.

El carburador está sucio

La mejor opción para evitar que una moto tenga problemas es llevar un correcto mantenimiento de la misma. Es posible, que uno de los motivos que hagan que esta no arranque proceda del carburador. Si este ha acumulado demasiada suciedad hará que el motor no se pueda poner en marcha. Para lograr que funcione de nuevo bastará con limpiarlo, algo que podrás hacer como parte del mantenimiento anual de tu vehículo y así evitarás sorpresas.

Uso de combustibles de mala calidad

En ocasiones los combustibles usados para la moto pueden ser de mala calidad o contar con gran cantidad de residuos que pueden influir en el funcionamiento de la misma. Estos residuos pueden provocar taponamientos que impidan el arranque. Es una causa poco frecuente ya que los combustibles cuentan con sistemas de filtración adecuadas para evitar dañar tu motor.

Conociendo las posibles causas de que una moto no arranque ya sabrás a qué posibles incidencias te puedes enfrentar si se da el caso. No olvides contar con tu Seguro de Moto MAPFRE para circular por carretera sin problemas y solventar todos los inconvenientes que puedan surgir.