Inicio/Consejos Practicos/Consejos de conducción/Dar de baja un coche desde el extranjero

Dar de baja un coche desde el extranjero

4 minutos | Si quieres dar de baja tu coche en España para marcharte al extranjero, tendrás que presentar en la Dirección General de Tráfico, el formulario de baja, DNI y carnet de conducir además de la tarjeta de la ITV. Si lo quieres hacer desde el extranjero tendrás que delegar en otra persona.

En los últimos años miles de españoles han puesto rumbo al extranjero para buscarse la vida ante la precariedad laboral en nuestro país. Muchas personas se marcharon para salir del paso y estar un periodo corto de tiempo fuera de la península pero otras muchas han establecido lazos y se han quedado a vivir allí. Y en un buen número de casos, se les ha planteado qué hacer con su vehículo y se han preguntado si pueden dar de baja un coche desde el extranjero.

Y es que cuando alguien decide coger un vuelo para marcharse lejos, lo primero que piensa es en la mudanza y en qué hacer con el coche. Porque al fin y al cabo hacer una gran inversión en un vehículo y dejarlo en el garaje sería algo así como tirar dinero al fondo del mar. O se lo vendes a un conocido o te lo llevas contigo porque seguramente te sea útil para moverte y tener independencia allá donde trabajes.

Así que si quieres llevarte el coche contigo lo más recomendable es darlo de baja en España para darlo de alta en el registro del país en el que te encuentres. Si das de baja temporalmente o de forma definitiva tu vehículo no será necesario pagar los Impuestos de Circulación (IVTM) para ese automóvil, ni tener contratada una póliza de seguro o tener en regla la Inspección Técnica de Vehículos (ITV).

    Lo conveniente es realizar esta actividad antes de poner rumbo al extranjero pero con todas las tareas propias de la mudanza esto queda en segundo plano y generalmente se suele olvidar. Así que si te has marchado al extranjero con tu automóvil y no lo has dado de baja en España aún hay solución. Esta es la pregunta del millón que se realizan miles de españoles fuera de nuestro país pero tiene una respuesta rápida y sencilla.

    Sí, puedes dar de baja el coche desde el extranjero

    Si estás en el extranjero y quieres dar de baja tu coche en España tendrás que presentar las mismas acreditaciones que si estuvieras en España pero con una salvedad: tendrás que fotocopiar los documentos que se piden y firmarle una autorización a otra persona para que los entregue por ti.

    Si estás fuera de nuestro país y tienes esa intención, olvídate de poder hacerlo por correo electrónico, en la embajada o el consulado. En estos lugares no se realizarán estos trámites. Todo es más sencillo que eso, lo único que le tendrás que pedir un buen favor a un familiar o a una persona de tu entorno.

    Lo primero que debes hacer para realizar la baja de tu vehículo en España debe ser rellenar un formulario específico que lo puedes encontrar en la página web de la Dirección General de Tráfico. Posteriormente, tendrá que presentar el DNI, permiso de conducción y la tarjeta de la ITV. Ya que alguien tendrá que hacer esto por ti, tendrá que mandar fotocopias de estos documentos compulsadas. Esto te lo podrán hacer sin ningún problema en el consulado español del país en el que te encuentres. Además, tendrás que firmar una autorización para la persona física que se presente con estos documentos en la Dirección General de Tráfico.

    Una vez tengas todos estos documentos en tu mano, sólo se lo tendrás que mandar a la persona en cuestión y tu coche estará dado de baja. Eso sí, a todo esto tienes que añadirle una tasa de ocho euros que cobra la DGT, que te resultará gratis en el caso de que este matriculado desde hace más de 15 años.

    También debes tener en cuenta que no podrás realizar una baja definitiva de tu coche para el traslado a otro país en dos casos:

    • Si hay un precinto sobre el automóvil.
    • Si el coche no está pagado por completo. No puede existir ninguna limitación de disposición en el Registro de Bienes Muebles, a excepción de que llegues a un acuerdo con la financiera.

    Así, para dar de baja tu coche en España, la DGT ofrece tres posibilidades. Si te marchas al extranjero tendrás que decantarte por la baja definitiva por traslado o la temporal, dependiendo del tiempo que estés fuera.

    • Baja definitiva: Ocurre cuando quieres deshacerte de un vehículo porque ya no está capacitado para circular por la carretera o por otros diversos motivos. Para ello tendrá que llevar a una grúa para que lo lleve al desguace. Abandonar un vehículo en la calle puede tener una multa de entre 600 a 30.000 euros.
    • Baja definitiva por traslado al extranjero: Esto se realiza cuando una persona se marcha al extranjero a vivir.
    • Baja temporal: Esto suele ocurrir en caso de robo o sustracción del vehículo. Pero también hay motivos de traslado temporal al extranjero o por no poder hacer frente a los gastos de una avería o de mantenimiento. El coche deberá permanecer en un aparcamiento privado y no en la vía pública porque puedes ser multado. No tendrás que pagar impuestos de circulación ni seguro por el vehículo.

    Si pretendes poner nuevo rumbo al extranjero o simplemente volver a tu país de nacimiento, lo más recomendable es que contrates el Seguro de Viajes MAPFRE, para que se haga cargo de todos los problemas que surjan y tu trayecto pueda ser lo más tranquilo posible.

    27 octubre, 2017|

    Deja un comentario

    Información básica sobre Protección de Datos:
    En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.