4 Min de lectura | Si estás pensando en comprar un coche importado de América, es importante conocer algunos aspectos relativos a la homologación y trámites, fundamentalmente en lo relacionado con la ficha técnica, ITV y matrícula.

En ocasiones podemos encapricharnos con un modelo de coche que únicamente se vende al otro lado del charco o con un vehículo clásico con un incalculable valor sentimental. Si éste es tu caso, permanece muy atento a la siguiente información, ya que este tipo de adquisiciones requiere unos trámites algo complicados y costosos.

Debemos valorar varios puntos, como el transporte, el paso de la aduana, el pago de impuestos, los cambios técnicos para su homologación de acuerdo a la normativa de la Unión Europea y la matriculación. Si te sientes perdido ante tanta burocracia, siempre puedes contratar los servicios de algún especialista en vehículos americanos para que se haga cargo de todos los trámites o que incluso pueda ofrecerte algún coche que tenga en stock.

Importar un coche desde América

Para poder importar un coche desde América debemos, en primer lugar, encontrar un vendedor. Si se puede, nada mejor que viajar al país de origen para poder conocer de primera mano el vehículo y su estado real. Otra opción es acudir a un profesional que se dedique a la importación de coches de este tipo para evitar problemas.

Coche gris clásico Americano

Antes de acceder a la compra, lo primero que debes hacer es comprobar la documentación del coche, como la ficha técnica y revisar si este coche podría circular en nuestro país o debería someterse a una homologación. Debes tener en cuenta que los coches americanos tienen una serie de características y especificidades autorizadas para circular por su país, pero no por otros como es el caso de la Unión Europea.

El transporte

Una vez adquirido el vehículo debes pensar en cómo transportarlo hasta España. Aunque existen varias, la mejor es hacerlo por barco. Si te has desplazado a EEUU podrás hacerlo tú mismo y realizar el viaje en un ferri. También puedes encargarlo a una empresa especializada que te cobrará por estos servicios unos 50 euros. A esta cantidad deberás sumarle el seguro. El importe total de dicho trámite suele oscilar los 500 euros.

Documentación para el transporte

Para poder transportar el vehículo además del seguro y el trasporte deberás obtener un informe para poder pasar la aduana. Este se denomina Bill of Landing e incluye los datos necesarios para poder ser transportado, es decir, qué barco transporta el vehículo, la naviera a la que pertenece, quién es el propietario y el peso del coche.

Recepcionar el vehículo

Una vez que el vehículo se encuentre en nuestro país deberás recogerlo en el puerto de destino dirigiéndote al recinto aduanero. Por lo general, la empresa que lo trae desde América se encarga de estos trámites por unos 500 euros aproximadamente. Estos se encargan de facilitar toda la documentación en la aduana y de entregar el vehículo en el destino.

En la aduana, el propietario recibe un documento denominado DUA. En él se indica cuál es el peso del vehículo, el valor de la mercancía, el gravamen arancelario de la misma (se sitúa en el 10 por ciento) y el IVA de dicho impuesto. Además de la DUA, te deberán proporcionar el A-13 y el certificado de matriculación por el que deberás abonar el 21 por ciento de IVA.

Matricular el coche en España

Una vez que tengas los documentos anteriores, junto con la factura de compra del mismo podrás acudir a matricularlo. En el caso de que el vehículo tenga más de 25 años podrás hacerlo dentro de la categoría de clásicos.

Para matricular el coche en España se sigue un proceso diferente al definido para vehículos comprados en nuestro país. En este caso existen dos versiones:

  • Coche clásico: cuando se trata de un vehículo con más de 25 años de antigüedad se pueden mantener las especificaciones del coche en origen. Dicho de otro modo, se podrá conservar cuál es sin necesidad de realizar homologaciones para su circulación por carretera.
  • Coches no clásicos: si decides matricularlo por la vía regular deberás rellenar un informe en el que se indica que el vehículo cumple con las especificaciones necesarias para poder circular por nuestro país. Esto debe realizarse por parte del organismo competente, en este caso IDIADA o INTA.

Homologación

Para poder circular con un vehículo importado de América en España, será necesario que este esté homologado. Como hemos visto en el paso anterior, se necesitan una serie de documentos que lo acrediten. Deberás obtener un certificado de homologación que tiene un precio de unos 1.300 euros. A continuación se te proporcionarán las placas de matrícula. Deberás realizar además una doble ITV y una inspección de seguridad del coche. Durante el tiempo que dure el procedimiento deberás contratar un seguro por días para el automóvil.

Una vez obtenido el permiso de circulación ya podrás circular con tu vehículo importado por nuestro país sin ningún problema.

Recuerda que este deberá contar con la misma documentación y seguro que un coche convencional. Para protegerlo no dudes en contratar las coberturas del Seguro de coche MAPFRE.