Inicio/Motos/Noticias motos/La Harley Davidson más rápida del mundo

La Harley Davidson más rápida del mundo

4 minutos | Las Harley han destacado siempre por su característico diseño y el rugido de su motor, pero también por sus récords de velocidad. Descubre las cinco Harley más rápidas del mundo desde su fundación en 1903.

Desde que, en 1903, William S. Harley y los hermanos Davidson fundaran Harley-Davidson en un pequeño cobertizo, la compañía con sede en Milwaukee ha logrado fabricar algunas de las motos más impresionantes de todos los tiempos. Muchas de ellas son hoy auténticas joyas destinadas a los amantes del ruido, el humo y el olor a gasolina. Con el tiempo, ha ido gestando su leyenda con su peculiar motor V-Twin, compuesto por dos cilindros en V en 45 grados con cigüeñal transversal.

El característico rugido del motor ha sido inmortalizado hasta la saciedad en el séptimo arte, pero además cuenta con algunos logros en el campo de la velocidad. Algunas Harley-Davidson han nacido siendo las más rápidas del mundo; otras han alcanzado velocidades increíbles con ayuda de unos retoques.

Hemos revisado los récords de velocidad a lo largo de su historia y hemos encontrado estos modelos súper rápidos parta su momento.

La Harley más rápida del mundo a lo largo de la historia

Harley-Davidson 36-EL con motor Knucklehead

En 1936 la compañía logró uno de sus grandes éxitos. Se trataba del modelo 36-EL con motor OHV de válvulas laterales. Una moto de gran valor técnico y estético en la que se incorporaron por primera vez las características tapas de balancines cuya forma recordaba a los nudillos de la mano. De ahí que se le conociera con el apodo de Knucklehead.

El motor proporcionaba 40 caballos y podía alcanzar una velocidad próxima a los 150 kilómetros por hora, algo nada desdeñable para una moto de calle de la época.

En marzo de 1937, el piloto italoamericano Joe Petrali estableció un nuevo récord con este modelo llegando a los 271,892 kilómetros por hora.

Para ello, montó un modelo 36-EL equipado con un motor Knucklehead, manillares de poca altura y un conjunto de guardabarros trasero que en principio mejoraba la aerodinámica, aunque tuvo que ser retirado por la vibración que causaba.

Harley-Davidson Sportster XR 750

En 1957 se fabricaba otro de los modelos más míticos de la compañía: la Harley-Davidson Sportster. Se basó en el modelo K (1952-56), conservando sus cárteres monobloque -pero sustituyendo las válvulas laterales por válvulas en cabeza- y las suspensiones hidráulicas delantera y trasera, un sistema avanzado para la época.

La Sportster fue evolucionando y, en 1970 llegó la legendaria Sportster XR 750, diseñada con el objetivo de conquistar tierra y asfalto. Y vaya si lo consiguió. En el trofeo Trans-Atlantic del 72, Cal Rayborn -uno de los mejores corredores de la época- pilotó una versión de la XR 750 y se alzó con un nuevo récord (426 kilómetros por hora) asombrando a todos los asistentes.

Durante tres décadas, la XR 750 se mantuvo en el libro de los récords, situando a sus pilotos en el pódium de ganadores, desde Jay Springsteen, hasta Chris Carr, Richy Graham, Mert Lawwill, Kevin Atherton o Scott Parker.

Harley-Davidson Easyriders carenada

Veinte años después, en julio de 1990, el piloto Dave Campos batió el récord de velocidad en tierra a bordo de la Harley-Davidson Easyriders carenada. Una de las motos más reconocibles estéticamente y una máquina salvaje de dos motores Harley-Davidson que alcanzaba los 519 kilómetros por hora.

Una cifra nada trivial que le hizo mantener su récord durante dieciséis años, hasta que en 2006 una máquina Suzuki le arrebató el reinado.

Harley-Davidson FXD-I Dyna Super Glide 2006

En 2011, Harley Davidson consiguió un nuevo récord de velocidad para una moto homologada para su uso en la calle. Fue gracias a la preparación de Hiro Koiso de una Harley-Davidson FXD-I 2006 de la familia Dyna que consiguió alcanzar los 311,563 kilómetros por hora, y todo ello sin carenado que la ayudase a cortar el viento a su paso.

El modelo base era una Harley-Davidson FXD-I 2006 de la familia Dyna, propulsada por un motor JIMS 131″ Twin Cam modificado por T-Man Performance, embrague AIM de tercera generación, y cambio eléctrico de Pingel para optimizar toda la potencia del motor. Gracias a todo ello esta Harley consiguió contar con 224 CV transmitidos al eje trasero que le valieron para tener la Harley de calle más rápida del mundo.

Harley-Davidson LiveWire

La compañía americana volvió a ser noticia al conseguir que su primera moto eléctrica, la Harley-Davidson LiveWire, batiera el récord de velocidad de su segmento.

El 11 de marzo de 2020, el piloto suizo Michel von Tell se puso a los mandos de la moto para hacer un test de largo recorrido. La prueba consistía en viajar la mayor distancia posible en un plazo de veinticuatro horas, una prueba que serviría para evaluar la autonomía de su batería de 14 kWh.

La LiveWire consiguió correr 1.723 kilómetros en menos de veinticuatro horas, en condiciones de tráfico real y haciendo pequeñas paradas para las recargas. Es decir, ha superado el anterior récord de 2018, establecido para una Zero S.

Sin embargo, su hazaña no es oficial, ya que el piloto no abonó la correspondiente suma para registrar su proeza en Guinness World Records.

Aunque te guste la velocidad, no debes pasar por alto la seguridad y la prudencia. Protégete con una buena póliza, como el Seguro de Moto MAPFRE que te pone a cubierto de cualquier contratiempo.

24 abril, 2020|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.