Mini Cooper, de gasolina con 136 CV

Publicado por canalMOTOR, 10 Oct 2016

Mini Cooper 2014

El nuevo Mini que salió al mercado en 2014 estrenaba una carrocería más grande, pero además, también contaba con una gama de motores más innovadora, entre los que se encontraba el tricilíndrico de gasolina turbo. Hoy repasamos cómo era este Mini Cooper de gasolina con 136 CV. 

Este Mini supuso un nuevo aumento de tamaño, fundamentalmente en la parte frontal, con algo más de voladizo para cumplir con los estándares de seguridad y protección, tanto de los ocupantes del coche como de los peatones. En el comportamiento también se mejoró su comodidad y se redujo la brusquedad que solía mostrar este modelo en los baches. 

A pesar de estos cambios, donde se obtuvieron mayores avances fue en la parte de los propulsores. Se dotó al Mini de motores de tres cilindros más eficientes para las versiones de gasolina y diésel, con baja cilindrada, aunque con buenas prestaciones gracias a la turbocompresión. Sólo las versiones más potentes contaban con motores de 4 cilindros.

El Mini Cooper en concreto contaba con un motor de gasolina de 1.5 litros, algo que podía parecer poco, aunque gracias a que sólo tenía tres cilindros, el tamaño era bastante grande y contaba con un turbo. Al acelerar a fondo y llenarse esos cilindros de 500 cm3 con el turbo soplando, las aceleraciones y recuperaciones eran sumamente altas y a veces parecidas a las que conseguía el anterior Mini Cooper S de 184 CV.

 

 

Este coche de 136 CV conseguía homologar 105 g/km de CO2 y un consumo mixto de 4,5 l/100 km, aunque la realidad era algo distinta: con una conducción normal en un entorno urbano, el Mini Cooper se mantenía entre 6 y 7 litros según el conductor. En viajes largos a velocidad mantenida era probable ver algo más de 5 litros, sobre todo gracias a los largos desarrollos de cambio elegidos para reducir consumos, que por otro lado no favorecían las sensaciones en una conducción dinámica.

Con este motor, el nuevo Mini Cooper parecía la mejor opción de gasolina, pudiendo mantener unos consumos accesibles, con buenas reservas de potencia y prestaciones, y evitando a más clientes tener que decantarse obligatoriamente por el menos fino y divertido Mini Cooper D diésel. 

 

 

Con una estética evolutiva, el nuevo Mini ha crecido hasta los 3,82 metros de largo.

 

El resto del coche era como ha sido el Mini siempre, aunque mejorado ligeramente en cada apartado. Esta versión seguía siendo muy coqueta y atractiva, cargada de diseño en su interior y algo justo de espacio incluso para un coche de su tamaño.

Uno de los apartados donde más mejoró el nuevo Mini fue en la calidad de la rodadura en conducción normal. El trabajo hecho en la suspensión y el filtrado de baches convirtió a este Mini en un coche mucho más cómodo, sin la anterior brusquedad al pisar cualquier irregularidad y sin transmitir hasta la última grieta. La suspensión se compaginaba con la firmeza y la agilidad al volante, con poco balanceo en curvas y una dirección eléctrica muy directa.

La marca Mini siempre ha sido una de las grandes referencias dentro del mundo de la conducción. Su estilo incomparable y sus prestaciones, han convertido a este coche en el anhelo de muchos conductores. Si tienes la suerte de conducir todavía este Mini Cooper de gasolina con 136 CV, sabrás bien lo que es disfrutar al volante. Para que esta experiencia tan plácida se siga manteniendo, no dudes en contratar un Seguro de Coche MAPFRE que te ofrece las coberturas más completas para solventar fácilmente cualquier incidente que se presente. 



Linkedin Google Email WhatsApp

Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada en su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos