2 Min de lectura | Si en una inspección de la ITV se encuentra un fallo que afecta a la seguridad o al normal funcionamiento del vehículo, se produce una inspección desfavorable. En este caso, la estación ITV concederá a su titular un plazo inferior a dos meses para subsanar los defectos. Te contamos qué pasos hay que dar y consejos para recuperar la movilidad del vehículo.

 Una ITV desfavorable: motivos y consecuencias

Al pasar la inspección de la ITV, el técnico puede encontrar fallos de funcionamiento o defectos en las partes del vehículo que está inspeccionando. Aunque pueden tratarse de fallos leves, lo cierto es que pueden provocar que la inspección sea desfavorable. ¿Qué ocurre en estos casos?

Para subsanar los defectos encontrados contarás con un plazo inferior a dos meses, aunque la extensión de este tiempo dependerá de la naturaleza de tales defectos y de la Comunidad Autónoma, ya que éstas tienen la competencia sobre las inspecciones técnicas.

Recuerda que es el titular del vehículo el responsable directo de que este se repare y que sólo podrás circular salvo para acudir al taller o para regular la situación y volver a realizar la inspección. Por ejemplo, si el vehículo tiene dos bombillas para la matrícula y una no funciona, se valora como fallo leve, el vehículo pasa la ITV, pero un agente podría multar al conductor por no haber arreglado el fallo dado en la ITV.  No sucederá lo mismo si fallas la prueba de humos. Además, una acumulación de fallos leves también puede provocar que una inspección sea desfavorable.

Una vez subsanados los defectos, el vehículo debe presentarse a una nueva inspección en la misma estación ITV; sólo por causas justificadas, y previa petición del titular a la Comunidad Autónoma, podrá realizar la segunda inspección en otra estación.

 Qué ocurre si se pasa el plazo de la ITV

Si se te pasa el plazo y el vehículo no se presenta de nuevo a la inspección, ten en cuenta que la estación lo comunicará a la Jefatura de Tráfico para proponer la baja del vehículo.

Por otro lado, si presentas el coche, pero fuera del plazo concedido para su reparación, se volverá a realizar una inspección completa del vehículo. Tenlo en cuenta.

Si tienes dudas sobre todos los trámites y procesos que conlleva pasar la inspección técnica de tu vehículo, recuerda que con un Seguro de Coche MAPFRE tienes acceso a prestaciones tan completas como la cobertura de asistencia al automovilista, que te permite realizar consultas sobre trámites administrativos y temas legales relacionados con tu vehículo.