Soluciones radicales para reducir la congestión de tráfico en las ciudades

Inicio/Consejos Practicos/Seguridad vial/Soluciones radicales para reducir la congestión de tráfico en las ciudades

Soluciones radicales para reducir la congestión de tráfico en las ciudades

¿Cómo reducir la congestión de tráfico de las grandes ciudades? Te contamos las soluciones más radicales que se han puesto en práctica en diversos puntos del mundo para acabar con la contaminación.

A estas alturas, nadie duda de que la congestión de tráfico en las grandes ciudades es un problema que afecta tanto a la movilidad como al medio ambiente. Apostar por vehículos no contaminantes, incentivar el transporte público o cortar el acceso a determinados puntos de la ciudad son algunas de las medidas que se han implantado ya en muchas urbes, pero no las únicas. Hay ciudades que se han esforzado por reducir el tráfico que sufren diariamente con medidas tan drásticas como sorprendentes.

Reino Unido pagará a los usuarios que no usen sus coches

 

¿Imaginas recibir una cantidad de 3.500 euros por renunciar a usar tu coche? Una idea tan descabellada como real. Según publican los medios ingleses, el gobierno británico ha propuesto subvencionar con 3.000 libras a todos aquellos usuarios que decidan dejar de usar su coche en pro del transporte público, la bicicleta o los coches compartidos, reduciendo así la contaminación.

Para estudiar la viabilidad del proyecto, se comenzará con una fase piloto en Coventry y West Midlands en la que participarán cien conductores. Si los resultados son favorables, la medida se implantará a gran escala en todo el Reino Unido. La ayuda que recibirán los conductores les llegará en forma de tarjeta prepago -con un saldo que va de los 2.333 a los 3.500 euros al año-, que podrán usar para pagar sus desplazamientos en trasporte público o en cualquier otra alternativa ecológica.

    Sin embargo, la propuesta no viene exenta de polémica: ¿por qué no tienen esa misma ayuda los que ya usaban el transporte público? ¿Será el contribuyente el que tenga que pagar a aquellos que decidan dejar a un lado su coche? Como respuesta, el gobierno ha valorado la posibilidad de que estas subvenciones no se financien con fondos públicos, sino que subsistan gracias a las aportaciones de las empresas de transporte y las compañías que operen con vehículos ecológicos.

    La medida de Oslo: eliminar los aparcamientos en las calles

    Oslo, la capital y ciudad más poblada de Noruega, tomó una decisión tan drástica como eficaz para acabar con la congestión de tráfico en su casco urbano: eliminar los aparcamientos de las calles. El ayuntamiento había detectado que gran parte de los coches que circulaban por el centro lo hacían con un único objetivo: encontrar aparcamiento. Por tanto, si se eliminaban, dejarían de transitar por ellas. Fin del problema.

    La decisión venía de unos años atrás, cuando en 2015 el ayuntamiento había propuesto prohibir completamente el acceso al centro, pero entonces los comercios, apartamentos y lugares de ocio pusieron el grito en el cielo y los ciudadanos mostraron su rechazo, lo que terminó por tumbar la propuesta. Con la eliminación de los aparcamientos, no se ha prohibido el tráfico, pero la congestión se ha reducido considerablemente.

    Luxemburgo apuesta por el transporte público gratuito para todos

    Desde el verano de 2019, Luxemburgo cuenta con transporte público gratuito como medida para reducir la congestión de tráfico en todo el país. A pesar de tener una densidad de población de 233 habitantes por kilómetro cuadrado, Luxemburgo cuenta con unos niveles de tráfico muy elevados. De hecho, es la nación europea con más coches por habitantes (hay contabilizados 662 coches por cada mil personas). Además, a los 600.000 censados, hay que sumar cerca de 200.000 personas procedentes de Francia, Bélgica o Alemania que aceden cada día al país para trabajar. De ahí que el gobierno luxemburgués haya decidido apostar por una medida tan radical como la de ofrecer transporte público gratuito a todos sus habitantes.

    Nueva York, a vueltas con el tranvía

    Nada menos que 2.500 millones de dólares es lo que abonará la ciudad de Nueva York para resucitar un medio de transporte ya en desuso en la mayor parte del mundo con la finalidad de acabar con la congestión de tráfico de sus calles.

    Con sus ocho millones y medio de habitantes (veintidós, teniendo en cuenta el área metropolitana), sus frecuentes atascos y la dificultad para encontrar aparcamiento, no es de extrañar que Nueva york sea la ciudad en la que más personas acuden al trabajo en autobús o metro. Sin embargo, aún hay muchos que prefieren hacer uso de vehículos privados dado que el tiempo medio para trasladarse de un punto a otro de la ciudad en transporte público es de 39 minutos. Con el objetivo de solucionar este problema, el ayuntamiento ha decidido resucitar el tranvía para unir Queens con Brooklyn, dos áreas que quedaron fuera del trazado original del metro. El plan estará concluido en 2024 y se espera que cerca de 50.000 usuarios los utilicen cada día.

    Corea del Sur y su ciudad completamente libre de tráfico

    ¿Las medidas anteriores te parecen radicales? Pues más aún lo es la iniciativa llevada a cabo por Corea del Sur. Si el problema del tráfico es tan grande que reducirlo se convierte en una misión imposible, ¿por qué no crear una ciudad desde cero en la que se elimine la necesidad de usar coches?

    Eso mismo es lo que debieron de pensar en Corea del Sur, y lo que le llevó a diseñar la ciudad de Songdo, la alternativa a la saturada Seúl, un proyecto que se empezó a construir en 2002 con un presupuesto inicial de 35.000 millones de dólares.

    En Songdo no hay gasolineras ni coches de combustión interna. Ni siquiera hay servicios como el que ofrecen los camiones de basura, ya que cuenta con un complejo sistema de tuberías por donde se tiran los residuos para después ser reutilizados como fuente de energía. El objetivo de esta sorprendente urbe que parece llegada del futuro es convertirse en la primera ciudad inteligente y completamente sustentable del mundo, y para ello el primer paso es eliminar el coche como medio de transporte.

    Para conseguirlo, se ha creado un sistema de uso mixto, es decir, que todo (tiendas, colegios, hospitales, etc.) está cerca de las zonas residenciales, lo que permite a sus habitantes desplazarse a pie. También hay paradas de bus y metro (situadas a doce minutos andando unas de otras) y 25 kilómetros de carril bici.

    Soluciones radicales para reducir la congestión de tráfico en las ciudades
    5 (100%) 1 vote
    4 mayo, 2019|

    Deja un comentario

    Información básica sobre Protección de Datos:
    En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.

    Soluciones radicales para reducir la congestión de tráfico en las ciudades
    5 (100%) 1 vote
    Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar su navegación. Vd. puede configurar su navegador para rechazar estas cookies, pudiendo en tal caso limitarse la navegación y servicios del sitio web. Si no modifica esta opción y continua navegando, Vd. está consintiendo en la utilización de las cookies de este sitio web. Si desea más información sobre las cookies que utilizamos en nuestro sitio web, puede consultar nuestra Política de Privacidad y Cookies. Cerrar