5 Min de lectura | Por fin llegan a Europa las primeras unidades del nuevo Ford Mustang Mach 1, un coche de calle perfectamente producido para dar lo mejor de sí también en circuitos.

Ya a finales de 2020 Ford comunicaba que estaba resucitando su Mustang Mach 1 como una edición limitada de imagen de alta potencia (aunque algo menos que el Bullit) y que se ha adornado con algunos contenidos técnicos que le permiten casi volar sobre el asfalto en los circuitos.

El Mustang Mach 1 nació a finales de los años 60 y fue creado con la finalidad de devorar trazados, y en esta actual resurrección el objetivo se ha mantenido, componiendo así esta nueva sexta generación, que pretende ser adjetivado como “el más rápido de las pistas”, con una estética muy agresiva y deportiva y unas grandes bondades al servicio de la aerodinámica del conjunto.

Las dimensiones del nuevo Ford Mustang Mach 1 son más o menos las ya conocidas del modelo con sus 4,8 metros de longitud y con un maletero principal de 408 litros de capacidad.

Propulsor y mecánica de un súper deportivo

Mustang Mach 1 amarillo

Fuente: revista Motor Mundial

El nuevo Ford Mustang Mach 1 comparte algunos elementos con los Shelby GT, y ha sido diseñado para destacar sobre el asfalto de cualquier circuito, con un motor gasolina V8 de 5.0 litros realizado en aluminio y que es capaz de aportar nada más y nada menos que 460 CV (1 CV más potente que la mítica serie limitada Mustang Bullit Edition)  con 529 Nm de par motor máximo.

Claro que las prestaciones que genera son casi extremas, alcanzando los 100 km desde parado en sólo 4,4 segundos y contando además con una aerodinámica muy estudiada y cuidada que permite generar una estabilidad extra a altas velocidades, con algunas importantes modificaciones que le distinguen claramente de su referente Bullit.

En su definición se puede optar entre una caja de cambios manual TREMEC de 6 marchas con una palanca de recorridos cortos y embrague de doble disco, o una caja automática por convertidor de par de 10 relaciones que ha sido creada específicamente para este nuevo Mustang. En ambos casos se aporta el par motor hacia el eje trasero para conformar así una tracción trasera muy deportiva en su concepción.

Ambos tipos de cambio se han dotado de un refrigerador de aceite específico y de un diferencial de deslizamiento limitado, y en el caso del cambio automático se ha añadido un refrigerador especial de aire-aceite que mejora el sistema de refrigeración en más de un 75%.

Contenidos inusuales que le diferencian

Detalle del interior Mustang Mach 1

Fuente: revista Motor Mundial

Respecto al Mustang GT, la carga aerodinámica se ha incrementado en más de un 22%, cosa que se nota claramente en su paso por curva, mejorando la refrigeración mediante varias rejillas y con unos nuevos faldones y difusor trasero que se acompaña de un alerón especialmente diseñado.

Cuenta con unas nuevas y exclusivas llantas de aleación de 19 pulgadas de 5 radios que son 0,5 pulgadas más anchas en el eje delantero que en el trasero, equipadas con neumáticos Michelin Pilot Sport 4 especialmente diseñados para altos rendimientos en calle y en pista. Estas llantas son metalizadas de serie y oscurecidas en opción.

Estas llantas dejan ver las pinzas de freno de 6 pistones que monta en su sistema Brembo de frenos, pudiendo realizar un paro total desde 100 km/h en sólo 32 metros, lo que describe una eficacia de frenada digna de los grandes súper deportivos.

Gracias a su nuevo sistema de dirección asistida eléctrica y su suspensión electrónica adaptativa “MagneRide”, el conjunto logra con facilidad contener la inclinación, el levantamiento y el potencial hundimiento de su carrocería en aceleraciones o frenadas intensas, con sus muelles delanteros súper rígidos y las barras estabilizadoras que se han creado específicamente para el Mach 1.

Al efecto, incluye también componentes muy probados en las versiones Mustang Shelby GT 350 y GT500, que colaboran también en el mantenimiento de la estabilidad inaudita del nuevo Mach 1.

Un atributo muy especial con que cuenta el Mach 1 es la utilización posible de los modos de conducción Sport y Track, que funcionan a través de “Tracks Apps” aportando funcionalidades de coche de carreras como por ejemplo es el “Launch control” que es un acelerómetro con temporizadores de aceleración para circuito.

Mustang Mach 1 en ciudad

Fuente: revista Motor Mundial

La manera que han tenido los ingenieros y diseñadores de Ford de rendir homenaje al Mustang Mach 1 que se concibió en 1969, ha sido incluir las dos inserciones circulares en la parrilla y la franja negra que se posiciona en el capó, siendo ambas cosas claramente determinantes en el primer Mach 1 de la historia.

La oferta de colores es muy deportiva con 8 combinaciones posibles que combinan con diversos colores de las pinzas de freno y con detalles en color negro en diversas partes de la carrocería.

Internamente, los asientos son netamente deportivos de cuero en el caso de optar por “Recaro” (mezcla de tela y piel en los asientos de serie) con costuras grises metalizadas que son además refrigerados y calefactados.

Cuenta, además de forma muy visible en su interior, con:

  • asientos con ajuste lumbar calefactados y ventilados
  • climatizador bi-zona
  • conectividad SYNC 35
  • display multimedia con sistema SYNC 3
  • faros LED
  • módem FordPass Connect 4
  • pantalla de instrumentación digital de 12″
  • sistema de sonido B&O premiumcon 12 altavoces.

Un detalle de exclusividad es la placa que se ha incorporado en el salpicadero en la que se incluye el logotipo y el número de serie de fabricación de la unidad, agregando así un detalle muy especial de imagen para el Mach 1.

Se adereza además el habitáculo, con una pedalera de aluminio torneado “Dark Engine” que va a juego con algunos otros aderezos que se observan en su interior.

Precios para España

Mustang Mach 1 blanco en ciudad

Fuente: revista Motor Mundial

El Mustang Mach 1 ha sido creado para su disfrute de conducción en pista y su utilización normalizada en calle, por lo que se ha dotado de muchos contenidos específicos, como hemos visto, y que, sin duda, incrementan su coste tanto en tecnología como en sistemas de confort y conectividad.

Por ello los precios oficiales de la marca son algo elevados, quedando el manual 6V a 62.970 euros y el automático 10V a 65.870 euros aproximadamente.

Consulta las condiciones de los Seguros para coches MAPFRE y protege a este coche con un seguro a su altura.

Periodista especializado

Motor Mundial